General » Todas las comisiones que pueden cobrarte en un préstamo personal

Todas las comisiones que pueden cobrarte en un préstamo personal

Última actualización 8.1.2021

Es fundamental valorar las comisiones de un préstamo personal antes de solicitar financiación. Conoce todas las comisiones que puedes encontrar.

Cada vez es más habitual encontrar ofertas de financiación, que, aunque a priori son muy atractivas, incluyen comisiones u otros gastos que encarecen considerablemente el coste final del préstamo.

 

Por este motivo, antes de acceder a financiación, es fundamental dedicar el tiempo necesario a valorar detenidamente cada oferta, prestando atención no solamente a su tipo de interés, sino al resto de características propias del préstamo personal. En este post, vamos a profundizar acerca de las comisiones que puede una entidad incluir entre las condiciones de un préstamo. Todo ello, con el objetivo de que escojas la mejor oferta de financiación.

 

INDICE

¿Qué es un préstamo personal?

Todas las comisiones que puedes encontrar en un préstamo personal

Importancia de valorar el coste total del préstamo

¿Puedo acceder a un préstamo personal sin comisiones?

 

¿Qué es un préstamo personal?

Los préstamos personales son un modelo de financiación caracterizado porque se dirigen a la financiación de todo tipo de proyectos personales, o bien a solventar las obligaciones de pago del solicitante.

Eso sí, todo ello teniendo en cuenta que, al igual que ocurre con el resto de formas de financiación, quien concede el préstamo y el solicitante tienen una serie de obligaciones con las que deben cumplir.

Desde el punto de vista del prestatario o solicitante, es importante conocer que tiene la obligación de devolver la cantidad prestada, junto con sus intereses, en el plazo acordado y forma acordados.

 

Por otro lado, ¿qué tipos de préstamos personales existen? Puedes conocer esta información visitando el enlace a nuestro post.

 

Todas las comisiones que puedes encontrar en un préstamo personal

La principal diferencia entre unas ofertas y otras son las comisiones que acarrea cada una de ellas. En otras palabras, es lo que las diferencia, por lo que no esperes encontrar las mismas comisiones en cada oferta que analices.

Ahora bien, las comisiones que puedes encontrar en un préstamo personal son:

1.      Comisión de apertura

Esta comisión es la asociada a la apertura o concesión del préstamo, como su propio nombre indica, y deriva de los gastos que debe afrontar el prestamista (quien concede el préstamo) para la gestión y entrega de la cantidad solicitada.

La comisión de apertura se calcula tomando como referencia el importe de la operación, y el prestatario (o solicitante) debe realizar el pago en el momento de la formalización del contrato. Esta formalización, por su parte, coincide con el momento en el que se produce la entrega del capital.

 

Sin embargo, aquellas entidades cuyos préstamos incluyen comisiones de apertura más elevadas, suelen ofrecer al solicitante la posibilidad de financiar dicha comisión. Es decir, en lugar de pagar la totalidad de esta en el primer mes (junto con el pago de la primera cuota), la distribuyen en un plazo de tiempo superior.

Eso sí, hacerlo generará unos intereses aún mayores, por lo que conviene calcular el coste total de hacerlo, y tomar una decisión u otra en base a tus necesidades personales y de financiación.

 

Por último, para que puedas hacerte una idea de la cantidad de préstamos personales que incluyen comisiones de apertura, señalamos que casi la mitad de ellos (en el mercado español) incluyen este gasto. Eso sí, el importe de esta comisión no suele ser muy elevado.

 

2.      Comisión de estudio

Cuando una persona solicita financiación, la entidad prestamista inicia un proceso cuyo primer paso es el análisis de viabilidad del prestatario. Es decir, ¿es viable conceder a esta persona la cantidad de dinero que nos está solicitando?

En caso de negativa, no te preocupes, ya que el banco no te podrá exigir el pago de esta comisión. Además, son muchas las entidades a las que puedes acceder si los bancos deciden no concederte financiación. Puedes tratar de conseguir financiación a través de plataformas P2P (Peer to Peer), empresas privadas o compañías de crédito puro.

De hecho, a día de hoy puedes incluso acceder a microcréditos online cuando perteneces a listados de morosidad como ASNEF. Eso sí, antes de hacerlo recomendamos valorar tanto los aspectos positivos como los negativos de la financiación. Muchas personas, casi sin saber cómo, entran en un bucle de deudas del cual puede llegar a ser muy complicado salir.

 

En definitiva, las comisiones de estudio son aquellas exigidas por el banco para analizar la viabilidad del solicitante. No son tan frecuentes como las anteriores y suelen exigirse principalmente en el pago de hipotecas. Y, si la entidad considera que eres solvente, te concederá el producto financiero que deseas adquirir.

 

3.      Gastos de notaría

Aunque los gastos de notaría no son una comisión como tal, es importante incluirlo en este listado de gastos adicionales encontrados en la contratación de un préstamo personal, ya que también debe tenerse en cuenta y valorarse al calcular la totalidad del gasto que supone acceder a financiación.

 

Los gastos de notaría son aquellos que debe pagar el prestatario cuando la entidad prestamista o el propio solicitante exige la formalización del contrato mediante la concesión de escritura pública o presencia de notario.

 

En este caso, se deben pagar los honorarios del notario, que suelen rondar 0,3 % del importe del préstamo. Veamos un ejemplo: si solicitas un préstamo personal de 10.000€ para la reforma de tu cocina, y la entidad exige la presencia de notario, deberás abonar un extra de 30€ en concepto de notaría.

 

Y, como ya hemos señalado, no todas las entidades y ofertas exigen pagar unas mismas comisiones. Pues encontrar ofertas que no exijan la presencia de notario.

 

4.      Productos vinculados

Hasta el momento, hemos analizado los gastos o comisiones resultantes de la formalización del contrato. Sin embargo, los productos vinculados son otro gasto adicional que surge, simplemente, porque el banco decide incluirlo para aumentar su rentabilidad.

En otras palabras, para reducir el riesgo de la operación, la entidad bancaria obliga al solicitante a contratar otros productos adicionales al préstamo personal.

 

Los principales productos vinculados que las entidades obligan a contratar son:

  • Contratación de cuentas vinculadas: el producto vinculado más habitual es la apertura de una cuenta corriente. Hacerlo supone, eso sí, tener que pagar las comisiones de mantenimiento asociadas a dicha cuenta.

 

La Ley establece que, si tienes una cuenta a un préstamo suscrito con anterioridad a abril del 2012, y el uso exclusivo que se le da a esta es el pago de la cuota mensual del préstamo, puedes reclamar esta comisión.

 

Por el contrario, desde abril del 2012 el banco sí puede cobrar esta comisión. Para hacerlo, simplemente tiene que reflejarlo en el contrato del préstamo.

 

Y, además de la nómina, suelen exigirse alguno de los siguientes productos vinculados:

  • Domiciliar el recibo
  • Contratación de tarjetas de crédito o débito
  • Contratar un plan de pensiones
  • Contratación de algún tipo de seguro

Recuerda informarte acerca del coste de contratar cada uno de estos.

 

¿Cómo afectan los productos vinculados al precio del préstamo?

Aunque suponga un gasto adicional, muchas veces se aplican al precio del préstamo en forma de descuentos. Es decir, si se contratan, la entidad te ofrece unas mejores condiciones, como puede ser, por ejemplo, una rebaja del 1% en el tipo de interés.

Sin embargo, también hay veces en las que contratar un producto vinculado supone acabar pagando un coste superior.

 

En definitiva, la clave está en comparar. Solo de esta forma podrás estar seguro de que la oferta que estás escogiendo es la que mejor se adapta a tus necesidades personales y económicas. Y lo recomendamos como especialistas en la comparación de préstamos personales.

 

5.      Comisiones por descubiertos e intereses de demora

Al principio de este post, explicamos qué son los préstamos personales, y la importancia de cumplir con las obligaciones asociadas al contrato. Cuando el solicitante no cumple con dichas obligaciones, se produce como resultado un incremento del coste a pagar.

Es decir, si te demoras en el pago de las cuotas, se generan unas comisiones por descubiertos o intereses de demora. En el caso de los intereses, además, siempre han sido excesivamente elevados, pudiendo rondar el 15% o 20%.

Sin embargo, el Tribunal Supremo fijó un límite máximo en el tipo de interés, considerándose como abusivo superar en dos puntos porcentuales el interés pactado en el préstamo. Y, en caso de declarar como abusiva la cláusula del préstamo referida a los intereses de demora, esta queda anulada, de forma que la entidad solo puede solicitar el interés remuneratorio ordinario.

 

Diferencia entre las comisiones por descubiertos e intereses de demora

El Tribunal Supremo explicó las diferencias entre la comisión por descubierto y los intereses de demora. La primera tiene como objetivo una finalidad retributiva de un servicio que se presta por el banco al cliente deudor. Por su parte, los intereses de demora tienen como objetivo indemnizar a la entidad prestamista por los daños y perjuicios que haya podido causar la demora o morosidad, así como el incumplimiento del contrato.

 

6.      Amortización anticipada (parcial o total)

La última comisión a destacar es la asociada a la devolución anticipada del préstamo.

Es decir, cuando el cliente decide adelantar a la entidad parte o la totalidad de las cuotas pendientes. Pero, ¿Qué justifica incluir una comisión a quienes paguen por adelantado? La amortización anticipada tiene como objetivo compensar la reducción del capital pendiente de amortizar.

En otras palabras, si adelantas el pago, pagas menos intereses, y la entidad recibe menos dinero del acordado. Así que, para contrarrestarlo, la entidad incluye una comisión, que suele rondar el 0,50% o 1%, dependiendo del capital pendiente de amortizar.

 

Características de la amortización anticipada

Dependiendo del ámbito en el que nos encontremos (empresariales, finanzas, deuda pública, comercio, banca, etc.), la amortización anticipada recibe una u otra definición. Sin embargo, mantiene unas características comunes en todos estos:

  • Supone un gasto parcial o total antes de la fecha de vencimiento.
  • En el momento de asumir el pago anticipado se deben tener en cuenta los intereses que esperaban generarse hasta la fecha de vencimiento y compensarse.
  • Suponen el cambio de la fecha de vencimiento del contrato o la disminución de las cuotas pendientes hasta el vencimiento.

 

Importancia de valorar el coste total del préstamo

Como ya hemos señalado, encontrar el mejor préstamo personal del mercado es una tarea muy complicada, ya que es necesario identificar y comparar todas las ofertas del mercado.

Sin embargo, eso no significa que sea una tarea imposible. Si accedes al comparador de préstamos de FinancePal, e introduces la cantidad que deseas solicitar y el plazo de devolución, encontrarás un listado de las mejores ofertas de financiación, de acuerdo a estos dos criterios. Y, a partir de ahí, tan solo tienes que escoger aquella oferta que mejor se adapte a tus necesidades personales.

Además, todo este proceso de realiza de forma 100% online.

 

Por otro lado, retomando la cuestión que nos ocupa, las comisiones: es fundamental calcular el coste total del préstamo, para lo que se deben valorar todas las comisiones. Ahora bien, no tienes que calcular el coste de cada oferta, ya que existe un indicador que lo hace por ti: la TAE.

  • TAE (Tasa Anual Equivalente): es un indicador de la calidad de un préstamo. Y es el resultado de una fórmula que incluye todos los costes de la operación. Por lo tanto, comparar la TAE de varias ofertas de ayudará a conocer cuál es la mejor de todas.

 

¿Puedo acceder a un préstamo personal sin comisiones?

Y, para terminar, si prefieres no pagar comisiones al acceder a un préstamo personal, no te preocupes, ya que también son muchas las ofertas que no incluyen comisiones o gastos del estilo.

 

En cualquier caso, y a modo de conclusión, recordamos que debes fijarte en la TAE, que será lo que te indique la calidad del préstamo. Y visita nuestro blog para encontrar más información relevante.

Más información:

Sobre nosotros

FinancePal es una plataforma gratuita y fácil de usar que puedes utilizar para conocer mejor el complejo mercado de los créditos al consumo.

Préstamos

Microcréditos