Página principal » Préstamos personales 100 € – 5.000 € » Artículos » Mejores préstamos para pagar tu boda. ¿Cómo conseguirlos?

Mejores préstamos para pagar tu boda. ¿Cómo conseguirlos?

Sebastian 18.6.2020, actualizado 24.6.2020

Préstamos personales

Encuentra fácilmente el préstamo más barato comparando tipos de interés y gastos ocultos de los distintos préstamos.

Prestamos personales
Microcréditos rápidos

Los microcréditos pueden convertirse en la solución de muchas personas para comenzar a ser emprendedoras.

Microcréditos rápidos

 

Todos los años más de 150 mil matrimonios se dan el sí quiero. Sin embargo, cada año son menos las parejas que deciden comprometerse para el resto de su vida, y, uno de los motivos por los que esto ocurre, son los préstamos para pagar tu boda que toca solicitar.

 

Incluso si estás pensando en celebrar tu boda con unos pocos familiares y amigos, la realidad es que casarse en España cuesta 16.534 euros de media, incluso más en función del lugar en el que decidas celebrarla. Por ejemplo, en lugares como Madrid o Barcelona, el gasto medio asciende hasta los 20 mil euros.

 

Frente a esto, son muchas las parejas que deciden acudir a prestamistas para poder financiar sus bodas y consiguientes lunas de miel. Especialmente todos aquellos matrimonios programados para estas fechas, en las que la crisis ha perjudicado aún más a la economía de la población. Por lo tanto, ¿cómo puedes financiar tu boda sin arruinarte? ¿Cuáles son las mejores opciones? Resolvemos estas y otras dudas, a continuación.

 

¿Es una buena idea pedir un préstamo para pagar tu boda?

La primera pregunta que te hagas probablemente sea esta, pues, más allá de las necesidades de crédito que puedas tener para financiar tu boda, la realidad es que esto conlleva un encarecimiento de la ceremonia.

 

Sin embargo, esto no significa que no sea una solución acertada. Depende, principalmente, de la cantidad prestada y las condiciones de financiación. En este sentido, las condiciones pueden llegar a variar enormemente en unas entidades de otras.

 

Frente a esto, la mejor forma de comparar préstamos para pagar tu boda es acudir a un comparador de préstamos. De esta manera, puedes ver qué opciones existen para el préstamo que quieras realizar.

 

¿Debes financiar una boda al 100%?

Desde luego que no, pues, aunque son muchos los gastos existentes, desde la iglesia y el catering hasta costes más pequeños como el photo call o las invitaciones, debes siempre tener en cuenta que tarde o temprano deberás pagar tales cantidades.

 

Por lo tanto, la forma más acertada de hacerlo es la siguiente: dado que una boda no se financia de golpe, sino que los pagos se realizan periódicamente durante los meses previos a la celebración de esta, es importante dividir los gastos a lo largo de muchos meses.

 

Es decir, puedes pagar las invitaciones y otros aspectos como este en los primeros meses, mientras que la peluquería o el fotógrafo son gastos que pueden dejarse para el último momento.

 

Nuestra recomendación es no solicitar las cantidades con periodos de tiempo muy elevados especialmente superiores a los 12 meses, pues debe tenerse en cuenta que se está financiando una celebración cuya duración es de tan solo un día.

 

¿En qué se diferencian los préstamos específicos para bodas de los préstamos personales?

Esta es otra de las cuestiones que debemos tratar, pues, aunque numerosas compañías puedan ofrecer préstamos específicos para la financiación de una boda, la realidad es que estos son muy similares a los préstamos personales en cuanto a las cantidades que se pueden solicitar, el precio y los plazos.

 

Por lo tanto, presta atención a las condiciones de cada préstamo, y no te dejes llevar por la sensación de que no podrás encontrar préstamos personales más adecuados que aquellos específicos para bodas.

 

Entonces, ¿cómo encontrar el mejor préstamo?

La mejor forma de encontrar el préstamo adecuado para financiar tu boda es a través de un comparador de préstamos, como ya hemos señalado. Sin embargo, es importante que te fijes en los siguientes factores antes de solicitar un préstamo:

  • La tasa de interés
  • Las comisiones
  • Los productos vinculados
  • El gasto de apertura

 

Aunque, por supuesto, existen otros factores importantes además de estos, como lo son las formas de pago.

 

¿Qué opciones de pago existen?

Existen numerosas formas de pago, como en efectivo, a través de la tarjeta de crédito, por medio de un préstamo o combinaciones de las anteriores. Sin embargo, la opción escogida por cada pareja deberá depender de las necesidades que cada una de ellas tenga.

 

En el caso de solicitar un préstamo bancario, es muy importante que tengas en cuenta los siguientes aspectos:

 

La situación financiera de la pareja

Este es el factor más importante, pues es el principal factor en la cantidad que podrás solicitar. Recuerda que el precio de una boda puede ascender hasta los 30 mil euros en muchos casos, aunque esta cantidad pueda ser inferior en este periodo pos crisis.

 

En este aspecto, destacamos que dicha cantidad dependerá no solo de la situación financiera de una de las dos personas, sino de la pareja en general. Se analiza si ambos o uno solo son asalariados, autónomos o no trabajan.

 

Otros aspectos que se valoran son, si algún miembro de la pareja forma parte de listas de morosidad, o bien si son propietarios o no de una vivienda u otros bienes de dicha magnitud. Estas propiedades son la principal garantía que las entidades pueden tener frente a los impagos de las parejas que deciden casarse.

 

La cantidad solicitada

Ya hemos señalado que el gasto medio es de 16 mil euros, pero puede ascender fácilmente hasta los 30 mil.

 

Recomendamos no financiar la boda al 100%, como ya hemos señalado.  Y, por supuesto, no pedir cantidades económicas en las que la pareja no esté totalmente convencida de que las podrá devolver. Cuando se celebran bodas o celebraciones similares, en muchos casos no se tienen en cuenta las consecuencias de no hacer frente al pago de estas deudas.

 

Plazo de amortización de los préstamos para pagar tu boda

Bien decidas o no utilizar un comparador de préstamos, es fundamental que compares los plazos de amortización. Ya hemos señalado que las condiciones de los préstamos personales y los dedicados a bodas son muy similares, por lo que en cualquiera de las dos opciones encontrarás plazos de amortización que no superen los 8 años.

 

Sin embargo, cuando mayor sea este plazo, mayor será la cuantía que finalmente tengas que pagar.

 

Condiciones de los préstamos para pagar tu boda

Por último, no te olvides de comparar las condiciones de los préstamos, especialmente las condiciones ocultas o la contratación de productos vinculantes.

 

A modo de conclusión, recordamos financiar solamente las partes imprescindibles. Y, recuerda que puedes acudir a un comparador de préstamos para encontrar la oferta que mejor se adapte a tus necesidades.